La sobresaturación y el agobio de funcionarios de salud complican la situación Covid en la región

Foto: Agencia Uno; Rocío Cuminao

La tasas de contagios han ido en alza, no sólo a nivel nacional, sino también regional. Según el último informe epidemiológico del Ministerio de Salud, publico el pasado 10 de abril, la región de O’Higgins contaría con 2.765 casos activos, teniendo a las ciudades de Graneros, Rancagua y San Fernando con los más altos índices (155, 676 y 438 casos, respectivamente), y obligando a las autoridades a poner medidas estrictas de desplazamiento para evitar más contagios.

Las exigencias que día a día han tenido que enfrentarse los funcionarios de la salud ante el alto incremento de estas cifras los han llevado a manifestar sus necesidades en distintas instancias o declarar la urgencia de la situación en qué vivimos.

Tenemos una sobresaturación el día de hoy“, declaró la Dra. Sonia Correa, vicepresidenta del Colegio Médico de O’Higgins.

En conversaciones con Radio Machalí, la profesional alertó sobre la actual situación que se vive dentro de los recintos de salud a lo largo de la sexta región, en especial la cantidad de hospitalizados que se han vuelto más recurrentes en las últimas semanas.

Hay 180 hospitalizados sólo en el Hospital Regional de Rancagua. En San Fernando hay 44, en Rengo hay 30 y en Santa Cruz hay 19 hospitalizados”, indicó. Esto se ve también en las clínicas, declaró Correa: en Fusat hay 32 hospitalizados, mientras que en Isamédica y Red Salud hay 16 y 19 hospitalizados, respectivamente.

El número de camas de la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) para hacerle frente también ha aumentado de manera “estratosférica”, señaló la doctora. Tan sólo en el Hospital Regional aumentaron a 100 las camas, donde hace poco solo habían 20. “Tenemos cinco veces el número habitual de camas, eso da cuenta de la magnitud del problema”.

Doctora Sonia Correa, Vicepresidenta Colmed O'Higgins. Cortesía Colmed VI Región
Doctora Sonia Correa, Vicepresidenta Colmed O’Higgins. Cortesía Colmed VI Región

Dentro de las posibles causantes de esta alza es la poca restricción con que se entregaron los permisos de vacaciones, los cuales fueron considerado “necesarios” por Correa, pero mal gestionados, y la aparición de nuevas variantes del virus que pueden estar afectando la propagación del virus.

“Hay más casos graves en pacientes más jóvenes y estos han sido severos. Pacientes con 30 años que tenían un factor de riesgo o ninguno. Mientras que los adultos mayores se han visto menos casos graves y en un menor número”, detalló.

Este fue el caso del doctor Francisco Briceño, médico general de zona del Hospital de Mercedes Chimbarongo de 31 años, quién falleció al contagiarse con el virus mientras realizaba sus labores en el recinto de salud.

“No se puede comparar la exposición que tuvo él, atendiendo pacientes, a la que tienen la gente en fiestas reuniones clandestinas y después caen enfermos. Hay que tener cuidado con el relajo que han tenido durante este período de aumento de casos”, declaró Correa.

Otro factor importante que urge a la ex directora del Hospital Regional es la falta de personal capacitado para atender las complejidades que la pandemia a dispuesto para quienes atienden a pacientes afectados por Covid. “No es como que se levante una piedra y aparezca una enfermera preparada para la UCI. Muchas veces profesionales recién egresados o estudiantes han tenido que asumir estas responsabilidades con experiencias básicas para este tipo de situaciones”, puntualizó Correa.

La lucha dentro de la atención primaria

Por otro lado, los funcionarios de la Atención Primaria de las principales comunas de la región se han visto afectados por la sobrecarga en sus labores, en especial las que parecieran no tener una mayor relevancia en el contexto actual.

Así lo declaró el presidente regional de la Confederación Nacional de Funcionarios de Salud Municipalizada (Confusam), Roberto González. Él, junto a sus colegas, y de manera nacional, se encuentran en período de movilización para disminuir las presiones que reciben las y los funcionarios tanto de las direcciones del servicio de salud como del Ministerio de Salud.

En cada uno de los servicios de salud, los funcionarios deben cumplir metas sanitarias de diversa índole, desde realización de exámenes hasta cicletadas, las cuales la Confusam ha pedido expresamente suspender ante la situación actual y el aumento de casos.

Pedimos una modificación legal para que no se cumplan estas metas, porque no se pueden cumplir“, explicó.

Roberto González, Presidente Confusam O’Higgins

González indicó que el año pasado, por medio de un trámite administrativo, esto se pudo realizar, pero la respuesta para no cumplir con las metas 2020 la recibieron a finales de marzo de este año.

“El Ministerio es el único que puede validar las apelaciones que hay a nivel local, que son muy extensas por lo demás. Hay que justificar meta por meta el por qué no se cumplió, cuando había que cumplir, cuántos eran los recursos humanos. Es un trabajo muy engorroso que, si bien, se cumplió con la firma de los decretos, se hizo hace poco. Imagínate la incertidumbre de las personas durante todo el año, para esperar hasta el 30 de marzo, cuando con una ley eso se soluciona de inmediato”, aclaró el profesional de la salud.

Lo que piden desde la Confusam, según expresado en un texto enviado a los parlamentarios del Congreso y al propio ministro de Salud, Enrique Paris, es la modificación de la ley 19.813, la cual mide el desempeño colectivo de los funcionarios de salud, para generar excepciones cuando hayan situaciones de catástrofe o alertas sanitarias como las que se viven hoy. “Tenemos la misma cantidad de personal, incluso menos porque hay una alta tasa de licencias médicas; más del 15%, muchas de ellas ni están cubiertas”, declaró.

Hasta el momento, diversos diputados de la región han manifestado su apoyo a la medida de manera transversal, como Juan Luis Castro (PS), Diego Schalper (RN) y Alejandra Sepúlveda (FRVS) respondiendo a los llamados de ayuda de los funcionarios de la Atención Primaria, pero esperan que el Gobierno se pronuncie ante la exigencia que los dirigentes han levantado a nivel nacional.

“Esta iniciativa debe ser respaldada por el Gobierno para que pueda pasar por el Congreso. Tenemos una comisión jurídica a nivel nacional que trabajó bastante, aquí solo buscamos la firma de los parlamentarios; el trabajo ya está hecho”, agregó González.

El dirigente indicó que las labores del día a día se siguen haciendo como los controles crónicos; a los pacientes diabéticos, hipertensos y de salud mental; además el trabajo de matronería. “Adicionalmente a todo esto, está el tema de las vacunas y del testeo y la búsqueda activa, que ha funcionado súper bien con los funcionarios, pero también hay un tema de cansancio que nos tiene agotados.

Hace unos días, desde la Confusam, denunciaron las presiones innecesarias que el alcalde de la comuna de Coltauco hacía al personal de salud de la comuna, algo que en palabras de González no hace nada más que “generar aún más estrés para los funcionarios”.

Esta falta de ayudas y sobrecarga laboral han producido una alerta dentro del personal de salud, quiénes solo esperan poder realizar de mejor manera las labores de contención de la pandemia. “Si nosotros nos caemos, se cae la salud entera ¿Quién está cuidando a los funcionarios de la atención primaria? ¿Quién está cuidando a los funcionarios de la salud en este momento?”, finalizó González.

1 thought on “La sobresaturación y el agobio de funcionarios de salud complican la situación Covid en la región

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *